urbion-1024x777.jpg

Las rutas senderistas más exitosas de España

Como nos gustan mucho los rankings, hemos hecho un repaso exhaustivo a través de la red para encontrar las cinco rutas de senderismo preferidas por los aficionados españoles, dejando aparte Caminos de Santiago y similares rutas ultraconocidas. Aún así, estas cinco son sumamente populares, aunque no necesariamente las mejores; avisados quedamos, tanto el que quiera conocerlas como el que, precisamente por populares, prefiera destinos más remotos.

La ruta del río Cares, en los Picos de Europa asturianos y leoneses, sin duda se lleva la palma en cuanto a popularidad. En verano no es apta para quienes busquen la soledad, pero en primavera o en otoño se puede disfrutar más tranquilamente del camino entre Poncebos y Caín, siguiendo la garganta creada por el río y pasando bajo su archifamoso puente de piedra.

urbión

La Senda de los Cazadores, en el valle de Ordesa, es una ruta circular de unos 20 kilómetros de recorrido y bastante dificultosa que arranca con una gran pendiente de subida, pero que sin duda merece la pena, aunque sólo sea por contemplar las gradas de Soaso, la cascada llamada Cola de Caballo y en general un paisaje de montaña impresionante.

Tal vez no sean las mejores, pero no podemos dejar de hacerlas

La Laguna Negra, situada en la provincia de Soria, a los pies de la sierra de Urbión y a más de 2.000 metros de altitud, lleva encandilando a los visitantes con su misterio y solemnidad desde hace décadas. Hay múltiples variaciones, pues podemos arrancar desde Vinuesa, Covaleda o Duruelo de la Sierra. No es muy dura, aunque sí muy espectacular, sobre todo en invierno, por lo que la afluencia de público está asegurada.

Aigües Tortes y el lago San Mauricio, en pleno parque natural de pinar pirenaico, facilita (a pesar de su longitud, otros 20 kilómetros) y bien indicada, es otra de las favoritas de los senderistas internautas. Aunque el de San Mauricio es el primer lago que encontramos saliendo del parking del parque (el Prat de Pierró, cerca de Espot), no será el único de los muchos que se diseminan por este paraje montañoso excepcional.

Otra ruta muy popular que merece ser hecha por lo menos una vez en la vida es la Circular Siete Picos de la sierra de Guadarrama, en Madrid. Muy frecuentada por su escasa dificultad, por su corto recorrido y por su cercanía a la capital, recorre tras una buena subida la cuerda de seis de los siete picos del macizo (salvo el Malajasna), todos ellos por encima de 2.000 metros.