Deportes de Aventura relacionados con: deportes al aire libre

image02-41-300x199.jpg

Gliding: planeando el mundo sin motor.

Conocido mundialmente como gliding o soaring, este deporte iniciado en los años 20 consta de un planeador que se asemeja íntegramente a la estructura de un aeroplano con una única gran diferencia: carece de motor.

Los vuelos se inician remolcando el planeador por un avión que posee la suficiente fuerza como para despegar junto a su carga y una vez que se lo libera en las alturas el planeador buscara las corrientes de aire caliente para mantenerse en vuelo durante incluso miles de kilómetros.

Dependen pura y exclusivamente del humor de la madre naturaleza para poder realizar sus viajes, incluso cuando el clima se torna inestable en pleno vuelo los pilotos deben forzar un aterrizaje ya que un viento demasiado fuerte puede desnivelar la nave causando una tragedia.

Los aterrizajes forzosos suelen realizar en campos abiertos, algunos aficionados que se rehúsan a acatar las inclemencias de la natura equipan los planeadores con pequeños motores que los mantendrán a flote durante algún tiempo más.  

Practica

Se debe contar con el artefacto en cuestión aunque también es posible rentar uno para prácticas en hangares especializados en la materia.

Los costos varían mucho de país en país aunque el precio base se encuentra en el costo del combustible que utilizara el avión que facilitara el despegue del planeador.

Al estar desprovistos de toda fuerza mecánica que los impulse por los aires, los pilotos se valen principalmente de las corrientes de aire caliente que circundan el globo.

Estas corrientes son las que le otorgan a ese deporte toda su magia y belleza, logrando con la ausencia del ruido de un motor crear la ilusión perfecta de que se esta realmente volando.

Glidder siendo remolcado por un aeroplano.

Cross-Country o como atravesar un país sin gastar un euro en gasolina

Eso si que es un vuelo realmente “verde” ¿verdad? Esta modalidad de soaring es muy famosa en los países de Europa, tornando este deporte en un verdadero desafío para los pilotos. Diversas técnicas se emplean para lograr este fin con éxito, la más famosa conocida como la técnica del delfín consiste en emular los movimientos de este animal recreando con el planeador una especie de surfeo entre las corrientes de aire para poder alcanzar así grades distancias.  

Rentabilidad

A primera vista creeremos que este es un deporte que pertenece solamente a los ricos y privilegiados, pero estamos en un gran error si creemos que esto es así: un glider puede costar tan solo 2000 euros y no olvidemos que puede ser adquirido entre varios amigos. Obviamente que es tan solo el precio inicial, tenemos gliders que alcanzan los 120000 euros sobrepasando varias veces el precio de un Cessna

Descubrir-la-Naturaleza-canaria-por-muy-poco-dinero-500x288.jpg

Descubrir la Naturaleza canaria por muy poco dinero

El Auditorium National Geographic Store de Madrid ha sido el escenario elegido por Barceló Viajes y Gran Canaria Natural (marca que se ha creado para promocionar la isla como destino de Naturaleza) para presentar su proyecto de colaboración.

La idea es hacer de Gran Canaria un referente internacional del ecoturismo. El espacio insular se presentará como un micro universo de espacios naturales, donde cerca del cincuenta por ciento es “Reserva de la Biosfera”.

Descubrir la Naturaleza canaria por muy poco dinero

Se trata de revalorizar espacios naturales aparte de las playas que convierten a la isla en un buen lugar para disfrutar del contacto con la Naturaleza y de la gran cantidad de actividades que en ella se pueden llevar a cabo.

Naturaleza y deporte

El turista disfrutará de paseos por rincones de belleza sobrecogedora, pero también tendrá ocasión de hacerlo de deportes de aventura, sin olvidar la posibilidad de observar especies naturales únicas en el planeta.

Para que este proyecto pueda salir adelante, se ofrece una poderosa red de casas rurales, así como el abanico de actividades que desde ellas se organizan: desde la escalda hasta el más asequible –en todos los sentidos- senderismo, por una red de caminos reales rehabilitados para el tránsito que se suman al patrimonio histórico-cultural isleño.

Turismo en una Reserva de la Biosfera

El director de Promoción y Marketing Manager de la recién creada Gran Canaria Natural, Raúl Alexandro Ortega afirma que “con el 43% del territorio de Gran Canaria protegido y declarado Reserva de la Biosfera, es necesario hacer un esfuerzo desde la esfera pública y privada para renovar nuestro posicionamiento y consolidarnos como un destino de referencia para el turismo de naturaleza.”

Ortega continúa aseverando, en declaraciones recogidas por la agencia Europa Press: “Debemos aprovechar también que cada vez nos visita más gente joven y esto nos aporta una clara oportunidad de productos complementarios a la playa, como nuestra oferta de turismo de naturaleza y deportes de aventura, que tiene un interesante potencial para este emergente perfil.”

Importante apoyo de un turoperador

La empresa cuenta con el apoyo de Barceló Viajes, que ofrece propuestas específicas en tanto en cuanto sus clientes pueden seleccionar una serie de destinos que los llevarán a la Gran Canaria más natral. Las ofertas invitan al viajero a visitar el medio rural y los parques temáticos, practicando senderismo, buceo, golf, turismo activo o varias actividades náuticas.

El precio para el cliente que opte por estos paquetes es otra de las grandes ventajas de esta colaboración: vuelos, y alojamiento de tres noches en hoteles rurales von encanto desde sólo 177 euros. Nos hemos quedado sin excusas.

bungy-e1370814853292.jpg

Deportes de aventura en Nueva Zelanda

Bungy, paracaidismo, espeleología, descenso de barrancos son todas las actividades de aventura que ofrece Nueva Zelanda, con un telón de fondo de paisajes asombrosos.

Bungy

Para muchos visitantes, puenting en Nueva Zelanda se ha convertido casi en un rito de paso.

En la década de 1980, un par de kiwis pequeños, AJ Hackett y Henry van Asch, configuraron la primera operación bungy comercial de Nueva Zelanda, con un salto del histórico desde Puente de Kawarau cerca de Queenstown. Desde entonces, Nueva Zelanda se ha convertido en el hogar de bungy.  

En todo el país se puede saltar de puentes, subidas, viaductos de ferrocarril, plataformas hechas especialmente en el borde de los acantilados, y los techos del estadio.

El Nevis Bungy es el más alto y consiste en una increíble caída de 134 metros. También se puede dar un salto fuera del Auckland Harbour Bridge contra el telón de fondo el hermoso puerto de Waitemata.

Todos los días de la semana los lugareños y los turistas disfrutan de la experiencia de un bungy entre impresionantes paisajes.

Puenting sigue siendo una de las actividades de ocio más populares y reconocidas de Nueva Zelanda.

Paracaidismo

Es una de las actividades de aventura más populares de Nueva Zelanda. No hay nada como el paracaidismo de pura adrenalina y aventura, y no hay lugar como Nueva Zelanda para hacerlo. 

Los magníficos paisajes de este país adquieren una nueva dimensión cuando se está a 12.000 pies en el aire.

Paracaidismo en el lago Wanaka y Queenstown dejará ver a partir de la inmensidad de la Central High país Otago a las montañas nevadas que rodean los lagos como joyas.

En el otro extremo del país, un la bahía de Plenty Rotorua el paracaidismo o vuelo mostrará aguas relucientes y paisajes volcánicos.

Hay muchas operaciones de paracaidismo en toda Nueva Zelanda y todos los saltos en tándem.

Los paracaidistas experimentados guían paso a paso que hacer en el salto y lo que se puede esperar. Si se es un paracaidista es necesario llevar la licencia.

Jet

Barco Jet es adecuado para todas las edades y niveles de condición física y se puede disfrutar durante todo el año.

La lancha fue desarrollado en la década de 1960 por un agricultor de Nueva Zelanda llamado William (Bill) Hamilton, para permitir la navegación de los ríos poco profundos Canterbury.

Sin embargo, los emprendedores neozelandeses pronto se dieron cuenta de su potencial como una actividad de aventura.

En Nueva Zelanda un paseo en barco Jet podrá hacerse pasando por gargantas estrechas, casi rozando las paredes rocosas escarpadas, o casi rozando la superficie de los canales de agua que serpentean a través de los bancos de guijarros de ríos trenzados.

Algunos de los viajes más emocionantes están disponibles cerca de Queenstown y Canterbury.

Otras áreas incluyen la Buller y regiones Makarora en la Isla del Sur y los ríos Rangitaiki, Whanganui y Waikato en la Isla Norte.

Rafting

Los ojos muy abiertos por los rápidos turbulentos, describen el rafting que cubre el espectro completo de aventura.

El interior de las montañas de Nueva Zelanda contiene una gran cantidad de ríos caudalosos que corren por los bosques hasta el mar.

El 1 º grado los ríos ofrecen aguas relativamente tranquilas, mientras que el 5 º grado es considerado como un deporte extremo. Viajes que van desde un par de horas hasta cinco días están dirigidas por guías de rafting calificados que cumplan con los códigos de seguridad. Se proporciona todo el equipo y ropa especial.

El Rafting en los ríos de la Isla del Norte se encuentra principalmente en las zonas de la costa este central de la Bahía de Plenty y la Bahía de Hawke.

En la Isla del Sur, se tiene la oportunidad de probar el rafting en torno a la ciudad turística de Queenstown, Christchurch y en la costa oeste.
Algunas experiencias incluyen un helicóptero combinado y rafting. También puede probar el rafting agua negra a través de cuevas subterráneas.

Espeleología

Waitomo es a menudo la parte superior de la mente cuando se piensa en espeleología, en Nueva Zelanda, sin embargo, hay muchos sitios de espeleología impresionantes de todo el país para explorar.

Los espeleólogos dicen que Nueva Zelanda tiene uno de los sistemas de espeleología más difíciles y espectaculares del mundo, pero incluso espeleólogos por primera vez se puede disfrutar de este paisaje subterráneo.

Las experiencias de espeleologías van desde una deriva de ensueño a través de una gruta luciérnaga a una bulliciosa, cuerda-colgando aventura subterráneo, llena de acción.

En la isla del norte es la zona espeleología más conocida es Waitomo Caves en la región de Waikato.

Hay cuevas que sólo tiene que caminar a través, hay cuevas en las que se puede flotar (lo que se llama agua negro de rafting), y hay cuevas que requieren rappel, escalada y apretando.

Los operadores experimentados aquí saben cómo te conviertes en un espeleólogo en un solo día.

La Isla del Sur tiene varias áreas espeleología Nelson, Fiordland y en la costa oeste. Agujero de Harwood, justo al lado de la carretera principal de Motueka-Takaka en la región de Nelson, es la sima más profunda en el hemisferio sur.

Escalada-500x288.jpg

Escalada

La idea de la escalada es realizar ascensos por paredes de gran pendiente, valiéndose de las propias habilidades y la fuerza física y mental. Escalada es todo ascenso, fácil, difícil o imposible, según el estado físico del escalador, realizada con los medios físicos de cada persona.

Originariamente, la escalada se consideraba una actividad derivada del montañismo. Era un mero entretenimiento como vía alternativa para los caminos a través de la montaña. No fue hasta el siglo XIX cuando se consideró como actividad aparte en Dresde (Alemania) y en el inglés distrito de los Lagos.

Durante el siguiente siglo, el material fue evolucionando con las expediciones y, a su vez, las expediciones con el material. Fue a lo largo de los años 60 cuando se crearon los rocódromos, lugares artificiales donde practicar la escalada que dieron un fortísimo impuso a esta disciplina.

¿Riesgo o aventura?

A menudo se considera la escalada más como un deporte de riesgo que de aventura. Pero hemos de diferenciar entre las diversas modalidades. Es más: por norma general, la escalada se practica con un equipo que garantiza las máximas condiciones de seguridad del deportista.

La fama, entonces, de peligroso le viene a este deporte por la práctica de una modalidad extrema llamada “solo integral”. En ella, el escalador sube sin ningún elemento de seguridad. Ejemplos de ella son los que pueden verse en películas como La vie au bout des doigts (“La vida en la punta de los dedos”, 1982) y Opéra Vertical. En ellas, el protagonista se juega la vida practicando este deporte.

Graduación de las escaladas

Además de por los riesgos, existen otras formas de clasificar la escalada. Así, ésta puede graduarse utilizando sistemas métricos. Éstos varían según a región en la que se empleen y se denominan según provengan de no u otro sitio: francés, Yosemite, psicobloc…

El sistema para graduar la dificultad de la escalada en España, al menos el que se usa de forma más habitual para las subidas en roca es una mezcla de la graduación de la UIAA y la francesa. Cuando se trata de subidas de menor dificultad, se usa sólo la UIAA, con números romanos del I al V y signos de + o – para afinar todavía más.

Dejamos para próximos artículos las diferentes modalidades de escalada, sí como el equipo de escalador, importante para ayudarle  alcanzar sus logros, pero aún más para que lo haga de forma segura: para que, efectivamente, estemos hablando de un deporte de aventura, no de riesgo.

Equipo-de-escalada-500x288.jpg

La diferencia entre la cima y el fracaso: el equipo de escalada

Sabiendo qué es y de donde viene el la escalada, vamos a ver también el equipo imprescindible que lo convierte en un deporte de aventura, en lugar de serlo de riesgo. Quien quiera prescindir de los elementos de seguridad es muy quien de hacerlo, pero la montaña no concede segundas oportunidades a los imprudentes.

Dicho esto, la equipación va a depender del tipo de subida: si hablamos de escalada deportiva y en la Naturaleza, será preciso el uso del arnés, zapato de escalada –los conocidos “pies de gato”-, cintas express o anillas, mosquetones y sistemas de freno seguro( dentro de los que se enmarcan el ATC, grigri o reverso, entre otros).

Equipo de escalada

Del mismo modo, añadiremos a la impedimenta la cuerda dinámica, el puño ascensor y, tal vez el único elemento que los profanos reconozcan y que muchos escaladores parecen haber olvidado que es básico a la hora de evitar daños muy graves: el casco.

Un equipo para cada aventura

Si se trata de escalada artificial, a cubierto o clásica son precisos además diferentes materiales (fisureros, stoppers, friends…) según la ruta que pensemos seguir. Además, la mayoría de los escaladores usa magnesio contra el sudor, si bien en ciertos lugares está prohibido su uso, puesto que deja marcas –temporales- en las rocas.

Un apunte importantísimo. Grábatelo. Tatúatelo, si es preciso: para escalar SIEMPRE deben usarse los elementos de seguridad. No puedes olvidarte de ellos: es más, es preferible que, si antes de comenzar la subida te das cuenta de que te has dejado alguno en casa, dejes la escalada para mejor ocasión. Está muy bien ser valiente, pero soldado que huye sirve para otra batalla.

Pensar antes de subir

Es también muy importante usar el tipo de material adecuado para cada escalada. Piensa a qué tipo de roca te vas a enfrentar, la graduación de la escalada y, sobre todo, verifica que tu material esté en perfecto estado, por si has de sustituir algún anclaje que no se halle en buenas condiciones, por ejemplo.

Si vas a subir o a entrenarte en un rocódromo, necesitarás cuerda, arnés, cintas express, pies de gato y algún tipo de dispositivo de freno. En caso de que la escalada vaya a ser en vías ya equipadas con anclajes fijos, apenas te hará falta un cabo que sirva de autoseguro en las reuniones. Y no te olvides del casco.

Recordemos, ante todo, la palabra clave. Por mucha aventura que queramos correr, seguro que no queremos que ésta acabe mal. Recordemos: seguridad.

acantilado2.jpg

Saltando alcantilados

El pensamiento de saltar acantilados probablemente suena como algo que nunca podría hacer, pero para algunas personas es una actividad muy atractiva.

En este artículo se presentarán 10 consejos sobre cómo hacer un salto del acantilado sin hacerse daño, una lista que se puede aplicar a los principiantes y principiantes de segundo nivel (los que ya han pasado por esto por lo menos una vez).

Estas son sólo algunas ideas generales que se deben tener en cuenta. También se recomienda que se realice un entrenamiento serio con alguien con experiencia y que se comience con acantilados relativamente pequeños.  

Consejos para un salto perfecto:

1. No ir solo al salto de acantilado. Llevar siempre alguna compañía, en caso de que algo salga mal. Además, de esta manera las cosas podrían ser mucho más divertidas.

2. Asegurarse de que no haya nadie en el agua antes de decidirse a dar el salto para no dañar a nadie.

3. Antes de hacer un salto de acantilado, tener en cuenta que la presión puede ser un gran problema, y cuidar sus oídos con unas gotas de aceite de oliva o de silicona.

4. Observar la profundidad del agua. Además, estar al tanto de las mareas en la zona.

5. Es importante comenzar a salvo. Se trata de un par de cosas: en primer lugar, se debe tener confianza, ya que realmente podría influir en la manera de sumergirse. Además, un punto de partida firme es necesariamente el resultado de mirar al alrededor en un primer momento y calcular el salto a su propio ritmo.

6. Asegurarse de tener el suficiente espacio y tiempo para hacer el movimiento mediante el cálculo de la distancia y visualizar el salto en la mente antes de despegar. Comenzar el salto con los brazos pegados al cuerpo en una posición recta. Esta es la mejor manera de realizarlo.

7. Los pies deben ir primero, siempre.

8. Aprende a disfrutar de la estancia en el aire. Esto puede parecer un consejo loco, pero es una gran sensación. Una vez que el cuerpo está suelto, se tendrá más control sobre él. 

9. Cuando el cuerpo golpea el agua, se debe tener una forma firme y dinámica. Mantener los dedos estirados y los brazos muy cerca de su cuerpo, por lo que podían deslizarse libremente y fácilmente.

10. A medida que se comience a entrar en contacto con el agua, hay que recordar respirar por la nariz, no dejar que el agua afecta el proceso de respiración.

Esto es todo que tengan un buen salto!!!

Castilla-y-León-referente-en-el-deporte-de-aventura-500x288.jpg

Castilla y León, referente en el deporte de aventura

La comunidad castellanoleonesa se ha situado a la cabeza en cuanto la práctica, en sus tierras, del deporte de aventura. La inmensa riqueza paisajística y medioambiental de la región hace que sean cada vez los aventureros que la elijan como destino. Y muy pocos los que se llevan una decepción de cualquier tipo.

La última de las modas es el “geocaching”: un juego que se practica, bien en equipo, bien individuamente y que consiste en buscar tesoros al aire libre. A idea es que los participantes busquen contenedores (“caches”) usando sus GPS.

Cache

Acabado el juego “de campo”, compartirán sus experiencias vía Internet. Una de las tradiciones de este juego que quien encuentre el “cache” cambio lo que haya dentro por algo de igual o mayor valor.

Castilla y León potencia el “geocaching”

Según el diario ABC, para potenciar la actividad, la Consejería de Fomento y Medio Amiente, regida por Antonio Silván ha equipado las Lagunas de Neila, en Burgos, para que se conviertan en punto de referencia del “goecaching” en España. Y, sin abandonar la región, también son un importante centro de actividad los montes de Soria y León.

En todo caso, la de las lagunas de Burgos, permite disfrutar del hayedo pinar de la zona, que se encentra por encima de los 2.000 metros de altitud. Un sitio ideal para el deporte de aventura. Eso sí: los participantes han llevar su linterna/frontal, walkie-talkie, guantes y, claro está, GPS, además de su propio avituallamiento.

El origen del juego

El origen del juego se refiere a un grupo de noticias dedicado a los Sistemas Globales de Navegación por Satélite (GNSS). Un miembro de este grupo, David Ulmer propuso celebrar el que el gobierno estadounidense levantara la disponibilidad selectiva, que a propósito la señal de los satélites.

Lo hizo organizando un juego para todos los miembros del grupo y escondiendo un “cofre del tesoro” en los alrededores de Portland (Oregón, EE. UU.). Envió al grupo las coordenadas. El tesoro recibió, días después, dos avistamientos, registrados en el libro de visitas.

Casi dos millones de caches

Lo que en principio era un entretenimiento con base tecnológica ha acabado por convertirse en uno de los juegos más populares de la actualidad. En la página web oficial para los practicantes de este deporte se afirma que, a lo largo y ancho del mundo, existen, según datos del pasado mes de agosto, alrededor de 1,92 millones de “caches” repartidos entre 200 países.

Sólo en España hay casi 14.000 cofres del tesoro esperando pacientemente a que alguien los descubra.

3003285-500x288.jpg

Pasos para empezar en el ciclismo de montaña

Somos muchos a los que tuvimos una montan bike, y lo más cerca que estuvimos de la montaña fue el descampado de detrás de unos grandes almacenes. Pero no te preocupes, nunca es tarde para empezar.

Aquí te contaremos lo necesario para empezar a practicar esta disciplina del ciclismo, puede que al principio te genere un poco de respeto. Pero una vez superado esta timidez podrás disfrutar de este  deporte junto a increíbles paisajes y medios naturales.

  1. Hacerte con un casco

Prioridad absoluta. Siempre que practiquemos algún deporte de riesgo deberemos tomar las medidas oportunas de seguridad. Prendas como casco, guantes, apoya brazos, espinilleras… Que puede que realmente en las primeras salidas, por el tipo de sendero más fácil por ser de iniciación, no lo creas necesario. Pero que conforme avances en el deporte comprobarás que han sido buenas inversiones.

Sin embargo, siempre deberás ir equipado con el casco. Ya que aunque las primeras caídas no serán graves, un casco siempre te puede ahorra el mal trago de lesiones serias.

  1. Localizar zonas o rutas adecuadas para el ciclismo de montaña

Intenta localizar a gente que sepa de esta disciplina. Puede que no conozcas a gente que practique este deporte, así que prueba con clubes que suelen haber en casi todas las ciudades o preguntando en tiendas de bicicletas.

Si te preocupa la ruta por que no la conoces, es recomendable que la visites antes. Puedes ir hasta allí y recorrerla andando o corriendo.

  1. Nunca ha de faltarte

Aparte de el casco, que como hemos dicho, siempre hay que llevar. No es mala idea llevar agua para no deshidratarte y poder rellenar en diferentes fuentes. Y un teléfono móvil, que nos puede servir de mucho si tenemos un accidente o nos perdemos en la montaña.

  1. Momento de subir en la bici. Y mejor en compañía

Sé practico, no te vuelvas loco comprando todo el equipo de ciclismo de montaña si aún no sabes si es un deporte que te pueda emocionar o gustar. Intenta pedir el equipo y la bicicleta. Y si no puedes, tampoco es necesario llevar una bicicleta último modelo.

Tómatelo como una puesta en contacto con el deporte y el medio. Ya que el ciclismo de montaña es un deporte hermoso, pero también es duro.

Intenta que tus primeras veces sean acompañados por alguien quien domine el deporte. No se trata de al principio mantener un ritmo rápido y que andes entre piedras como las cabras.

Es un deporte en el que hay que avanzar a un ritmo y ese es el que tú mismo debes trazar.

  1. Punto clave. Lo amas o lo odias

Si has llegado a este punto sabrás bien odias o por el contrario andas como loco por comprarte una montan bike  propia, cascos y demás accesorios. Esto es buena señal.

Ahora tienes que buscar una tienda experta en la que te aconsejen de una bici partiendo de tu cuerpo, ya que se tienen que amoldar. Se mira partiendo de la altura y el cuerpo de cada persona. Ya que una que no se amolde puede resultarte muy incómoda.

Además, una buena tienda suele maquearte la bici para que se adapte a la perfección. Quizás sea una compra cara, pero estos locales suelen darte vales para futuros arreglos y futuras compras. Se suelen portar muy bien. Intenta que te aconsejen una buena tienda.

  1. Tómatelo con alma y constancia.

Ya que puede resultar duro al principio, pero es un deporte que sobre todo en una buena compañía puede ayudarte y darte la motivación que necesites.

image02-22.jpg

Kitesurf: angeles anfibios

Uno de los grandes inconvenientes que tiene el deporte del Surf es que dependemos totalmente de cómo se encuentre el oleaje para poder echar la tabla, si este es muy bajo o prácticamente nulo las posibilidades de que tengamos una tarde entretenida será tan escasa como si de olas se tratase.

Ni hablar de los pueblos costeros que se encuentran a la vera de un río y no de un mar, ellos jamás hubiesen pensado en tener la posibilidad de remontar una ola, esta idea pertenecía a fantásticas películas de los años 70´s.

Pero ahora todo esto no solo es posible si no que gracias a los favores de los dioses del viento y del gran Poseidón podremos elevarnos por los aires en cualquier parte del mundo.

¿De que se trata?

En nuestros pies ira amarrada una tabla diseñada específicamente para este deporte que resulta muy similar a la que se utiliza para hacer skateboarding o wakeboarding.

El practicante llevara puesto un arnés al cual se le engancha una cometa de tracción (similar a un paracaídas) que se encargara de remontarnos por los aires. Una barra de dirección estará sujeta también a la cometa, ésta nos permitirá realizar maniobras y conducirnos libremente por las aguas. En cuanto a la seguridad el uso de casco es recomendado aunque no es obligatorio, tanto como la utilización de chalecos salvavidas y trajes de neopreno para el frío.

Un poco de historia.

Ya en el siglo XIXel pionero George Pocock solía utilizar cometas para propulsar naves tanto en el agua como en la tierra valiéndose de un sistema de dirección muy similar al que utilizan los modelos actuales de kitesurf.

En 1970 con la invención del Kevlar (una fibra sintética muy resistente y muy liviana) el desarrollo de cometas paso a una nueva etapa y fue en 1977 cuando el holandés Gijsbertus Adrianus Panhuise patento el primer equipo de kitesurf y aunque su invento no logro atraer inversores para desarrollar un modelo comercial se lo considera de todas maneras inventor de este deporte.

Diferentes modalidades.

Se reconocen en la actualidad tres diferentes tipos de formas de realizar este deporte:

Salto: Consiste en realizar prodigiosos saltos valiéndose de los golpes de vientos que logra capturar la cometa

Estilo Libre: Enfocado en la realización de proezas aéreas que podremos realizar aprovechando los vientos.

Paseo libre: Aquí es donde aprenderemos nuevas técnicas y donde encontraremos más diversión. Se trata básicamente en hacer lo quieras y divertirte al máximo.

speedriding-1.jpg

Preparándose para el invierno: Speedriding y Skibobbing

Ya se huele la proximidad de la nieve en las montañas y eso significa sacar los plumas, gorros y bufandas del fondo del armario e ir pensando en qué deporte hacer durante la estación de invierno.

Nunca es tarde para decidirse a realizar alguna actividad relacionada con la nieve o el hielo, desde las más fáciles y familiares como el descenso en trineo hasta los deportes más arriesgados en los que la habilidad y la velocidad van de la mano.

 

Cada vez hay más modalidades de deportes con los que disfrutar esos momentos de comunión con las laderas blancas de nieve. Hoy os vamos a comentar dos de ellas, el speedriding y el skibobbing.

Cielo y tierra unidos

El speedriding es una combinacióSpeedridingn de parapente y esquí, mezclando lo mejor del ambos deportes: la velocidad y el vuelo. Es un deporte ideal para aquellos buenos esquiadores que, tras la temporada invernal, cambian volar por la nieve por volar por los cielos.

Para practicar este deporte se debe de tener más de 14 años (si se es menor de edad habrá de presentar una autorización del padre o tutor legal), un nivel de esquí que le permita bajar por pistas rojas sea cual sea el estado de la nieve.

Cabalgando por la nieve

El speedriding se practica fuera de pista, con un equipo de freeride y una campana especial similar al parapente pero de superficie más reducida, hecha especialmente para practicar este deporte. Su reducido tamaño permite reacciónar más rápida y ágilmente, con lo que la sensación de volar es mucho más espectacular.

Para practicar este deporte de riesgo no es necesario ser ningún campeón de esquí ni tener unas habilidades especiales en parapente, basta con saber esquiar fuera de las pistas y tener unas nociones simples de vuelo en parapente, ya que las alas utilizadas en el speedriding son mucho más simples de utilizar.

“Pedaleando” sobre la nieve

Tal vez no se pueda considerar al skibobbing un deporte de riesgo, pero sí resulta un deporte de aventura para aquellas personas con problemas de movilidad que les dificultan o impiden disfrutar de los paseos en esquís. Cada vez más conocido y utilizado, en sus orígenes era un medio de transporte habitual en los Alpes.

Se trata de una bicicleta con unos esquíes acoplados en vez de las típicas ruedas, inservibles en este escenario. Con un manejo sencillo, no requiere gran forma física, pues el esfuerzo que se realiza es muchísimo menor que el que se requiere para esquiar de manera tradicional.